Up

cartel Up

Up

Título original: 
Up
País: 
Estados Unidos
Fecha de edición: 
2009
Duración: 
96 min
Género: 
Animación
Director: 
Pete Docter y Bob Peterson
Fotografia: 
Patrick Lin, Jean-Claudie Kalache
Música: 
Michael Giacchino
Montaje: 
Kevin Nolting
Producción: 
Jonas Rivera, John Lasseter, Andrew Stanton para Diseny - Pixar
Distribución: 
Walt Disney Studios Motion Picture Spain
Estreno en España: 
2009 (Julio)
Temática: 
Sinopsis: 

La historia puede parece sencilla, Carl Fredricksen es un joven vendedor de globos que espera poder irse algún día junto a su esposa Ellie a correr las mismas aventuras que su admirado explorador Charles Muntz. Las circunstancias de la vida hacen que nunca puedan emprender el viaje y que, tras una larga enfermedad, Ellie muera dejando solo a Carl.

Con setenta y ocho años y a punto de ser desahuciado de su casa, decide enganchar miles de globos a su vieja casa y salir volando rumbo a América del Sur. El problema es que en la casa se ha embarcado también Russell, un niño de ocho años con un optimismo inquebrantable.

Todo el universo de UP es una metáfora constante sobre diversos temas importantes, en especial, sobre la vejez, la relación entre los jóvenes y las personas mayores y que tiene de telón de fondo la aceptación de la muerte y el asumir el duelo que conlleva.

Los personajes en si también aportan un diseño simbólico con la predominancia de las figuras básicas del círculo y el cuadrado, El cuadrado simboliza el pasado, el tiempo estático, inamovible por lo que el personaje de Carl se relaciona con esta forma. En cambio, el diseño de Russell, basado en el círculo representa el futuro, el dinamisno, la ilusión.

A lo largo de la película podemos ver algunas de las secuencias de las fases del duelo e incidir sobre la aceptación de la muerte como un hecho natural en la vida. Además Up es muy útil para reflexionar sobre el papel de los ancianos en nuestra realidad actual, y la necesidad de buscar la manera de incentivar su participación a nivel social.

Una de las características de toda pérdida es culparse por cuestiones inacabadas con la persona que perdimos. En algunos casos, como le sucede al protagonista de esta película, se aísla, ya que la persona se aferra a los recuerdos de quién ya no está.

Up proporciona dos herramientas importantes que nos ayudan a enfrentar este tipo de duelo:

- Ante cualquier situación de duelo es fundamental no dejar que el dolor nos aísle de las personas cercanas. La soledad puede ser una fase pero es vital no desconectarnos. En la película, gracias a Russell, Carl se conecta de nuevo con la vida y sus ilusiones a pesar de las dificultades que surgirán a lo largo del viaje.

- Para poder iniciar un nuevo ciclo vital tras una pérdida hay que "soltar" el pasado, y eso no significa olvidar sino convertir los recuerdos en la fuerza para alimentar la esperanza en el presente que se nos abre.  Es así como nos deshacernos de esas culpas y sufrimientos, y los alegres momentos vividos se convierten en el motor para nuevos retos. Esta parte, la podemos apreciar de manera clara al final de la película.

Uno de los logros de este film de animación, como algunos otros de la factoría Pixar, (caso de Wall-e), es que sin renunciar a una historia entretenida para hacer las delicias de los más pequeños, se incluyen reflexiones que cautivan también al público adulto por una cierta profundidad ética o social.

El adulto puede acercarse a la melancolía de Carl, a la vez que puede adentrarse en la soledad de un adolescente incomprendido como Russell, o sentir la frustración de Muntz.

Todo ello enmarcado en una alocada historia, pero en un ambiente escénico realista (como es los escenarios del vuelo sobre los tepuís venozolanos, con la cascada del Salto del Ángel incluida).

Up, nos ofrece un escenario lleno de belleza y nos introduce en una aventura en la cual encontramos nuevamente a la realidad y cuando el héroe se frustra con la realidad se esfuerza en su ingenio para dar con una alternativa.

Un equipo de aproximadamente 375 animadores hicíeron su aporte creativo al filme. Este esfuerzo de producción se tradujo en un presupuesto de 175 millones de dólares, pero el ingenio de la misma fue apreciado por el público y la cinta recaudó en todo el mundo más de 500 millones, convirtiéndose en una de las películas más rentables del momento. Up ganó dos premios Óscar en 2009, como mejor película de animación y mejor banda sonora.

Compartir :