Casi el cielo

cartel Casi el cielo

Casi el cielo

Título original
Almost heaven
País
China - Reino Unido
Fecha de edición
2017
Duración
72 min (en mandarín, subtitulada en inglés)
Género
Documental
Director
Carol Salter
Fotografia
Carol Salter
Música
Terence Dunn
Montaje
Cinzia Baldessari, Hoping Chen, Rodrigo Saquel
Producción
Elhum Shakerifar, Hakawati
Estreno en España
No estrenada en España
Temática
Público
Sinopsis

Casi el cielo sigue a Ying Ling, una joven de 17 años que viaja lejos de casa para aprender el oficio de funeraria en una de las funerarias más grandes de China. Un retrato íntimo, tierno y que supone el inicio de la madurez en la vida de una joven en el umbral de la edad adulta.

En la película Despedidas (2008) se recogía la historia de un músico que se adentra por necesidad al oficio de preparador funerario en Japón. El rito chino, aunque es algo diferente también incluye la preparación y cuidado del cuerpo difunto, es decir, lavar, masajear y vestirlo en presencia de la familia.

El documental Casi el cielo se adentra sin embargo, en la vida de una joven que además de aprender a a cuidar de los muertos, también se enamora por primera vez y descubre lo que realmente le gustaría hacer con su vida.

Existe un marcado contraste entre el lúgubre sótano de la funeraria con su elevador mecánico y túneles subterráneos y la cuidada ceremonia funeraria propiamente dicha previa a la cremación.

Estamos en una funeraria donde los servicios se pagan y sino como muestra el reportaje se interrumpe (por doloroso que sea observarlo) y contraste del llanto de la familia con la voz del gerente de la funeraria diciéndoles que el funeral no se llevará a cabo.

Pero en el fondo, la película de Salter utiliza la excusa del oficio funerario y sus entresijos para adentrarse en realidad al incierto espacio social y psicológico que ocupa la joven protagonista en la funeraria china mientras se prepara para saborear la existencia libre, independiente y cosmopolita que le brinda su nuevo trabajo.

Casi el cielo no busca a la generación de finales del siglo XX de trabajadores rurales no escolarizados que inundaron los centros urbanos para llevar a cabo trabajos de cualquier tipo, incluidos de baja calidad,

La protagonista, Ying Ling y sus colegas, son graduados de secundaria bien  formados que prueban su suerte en trabajos de mejor remunerados en las ciudades. La película logra transmitir los esfuerzos de Ying Ling para adaptarse a su nueva vida, y luego muestra su lucha por contener el aburrimiento provocado por la rutina laboral. Ying Ling es la verdadera heroína del documental ya que es una joven vibrante, ambiciosa y divertida.

Con la cámara, Carol Salter, sigue la formación funeraria, però la protagonista también busca su crecimiento personal intentando encontrar su lugar en el mundo mientras navegan por la soledad y el romance. Su directora maneja la cámara con extrema elegancia adentrándose en algunos de los temas más íntimos del aprendizaje funerario. 

Así que se trata de un reportaje lleno de emotividad y sentimientos, donde se negocian los precios junto al fallecido mientras se iluminan rostros en primer plano del difunto, maquillados, con sus brazos limpios y su cabello peinado.

Una película que, más allá de la curiosidad del rito funerario que muestra, incita a la reflexión. Una película bellamente filmada cuyo visionado se hace apreciar. Es impresionante que la cineasta británica Carol Salter haya logrado obtener el permiso del director de la funeraria y sus clientes.

Compartir :